Se realizará un proceso de inventario, limpieza y mantenimiento de las instalaciones antes de su apertura al público.

Estudiantes que mantenían tomadas las instalaciones de la Dirección General de Administración (DIGA) abandonan la toma del edificio, por lo que las autoridades universitarias solicitaron la presencia del Ministerio Público (MP) para efectuar una inspección.

Una fiscal y otros miembros del MP llegaron a la Ciudad Universitaria para acompañar a autoridades y trabajadores de la DIGA y hacer un recorrido por el edificio, con el fin de recopilar pruebas documentales en video y fotografías sobre el estado de las instalaciones.

Las actividades realizadas se llevaron a cabo de forma pacífica durante la tarde del jueves 18 de marzo. De momento, las autoridades informaron que, antes de la apertura del edificio, se deberá llevar a cabo un proceso de inventario de equipo, mobiliario y documentación sensible en cada una de las unidades de la DIGA.

Daños y pérdidas

Durante la inspección se pudo constatar que todas las instalaciones estaban llenas de polvo y aún había restos de los químicos derramados por los estudiantes durante la toma del edificio.

También se encontraron los cables de red y telecomunicaciones cortados en el área de Registro y Estadística, lo que provocó el colapso de los servidores durante el proceso de inscripción a inicios de este año, además, fueron sustraídas varias cámaras de seguridad en dicha área.

 

Los servicios de Telemedicina y préstamo de tanques de oxígeno para pacientes con la enfermedad COVID-19 quedaron suspendidos por la toma de la DIGA desde el pasado 17 de septiembre.

Vea la recuperación del edificio en video

Antecedentes

El 13 de julio de 2020 el Colectivo Estudiantil Universitario (CEU) presentó ante la Coordinadora de Información Pública de la USAC cuestionamientos sobre el préstamo de USD 120 millones del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

Tras solicitar una prórroga, la Unidad Ejecutora BCIE entregó el 5 de agosto varios documentos.

El CEU presentó una nueva solicitud el 12 de agosto, en donde requirió más información relacionada con el préstamo del BCIE.

El 3 de septiembre la Unidad Ejecutora USAC-BCIE respondió explicando que la información solicitada aún no existía.

CEU interpuso un nuevo recurso el 9 de septiembre, alegando que no se les deseaba entregar la información.

El 10 de septiembre a las 13:50 un grupo de diez estudiantes tomó las instalaciones de Rectoría manifestando su oposición al préstamo de USD 120 millones.

El 12 de septiembre autoridades universitarias invitaron a los estudiantes a iniciar una mesa de diálogo, con la participación de la Procuraduría de Derechos Humanos (PDH).

El 13 de septiembre los estudiantes manifestaron su desacuerdo y no participaron en la mesa de diálogo.

El 17 de septiembre los estudiantes tomaron las instalaciones de la DIGA accionando extintores de humo, lo que provocó la intoxicación de varios trabajadores.

El 18 de septiembre se convocó a los manifestantes a otra mesa de diálogo.

 El 21 de septiembre se les entregó toda la información solicitada sobre el BCIE.

 El 13 de octubre, tras un mes de negociaciones y que el CSU cumpliera las exigencias de los estudiantes, se retiraron de la mesa de diálogo.

El jueves 18 de marzo de 2021 autoridades universitarias, acompañadas del MP, recuperaron las instalaciones de la Dirección General de Administración (DIGA).

Fotografías de los daños al edificio

Admin

Por Admin

División de Publicidad e Información. Oficinas: Ciudad Universitaria, zona 12. Edificio de Rectoría, tercer nivel. Tel. 24187642, 24189668 E-mail: soyusac@gmail.com